BLOG:

Posts Tagged ‘Modelo de negocio’

5 de diciembre de 2017, Virtuts Angulo

Cómo innovar de forma sencilla en el Jurassic Park empresarial

¿Sabes lo que es innovar?

Lo fundamental en la innovación es crear valor para el cliente y aumentar los ingresos para la empresa. Y esto es lo que anhelan los empresarios y directivos, aunque a menudo creen que es algo fuera de su alcance.

Para tomar una actitud proactiva hacia la innovación es necesario apartar de la mente ideas preconcebidas o engañosas, como que solo se puede innovar con tecnología o que solo se innova si se inventan nuevos productos. La innovación va más allá de esto.

Cinco etapas para innovar en una empresa

El proceso de innovación se puede simplificar si lo organizamos en etapas, ya que permite concentrar el esfuerzo en temas concretos, organizar al equipo y sacar resultados de forma más cómoda.

Un proceso de cinco etapas incluye descubrir oportunidades de innovación, generar ideas, seleccionarlas, experimentar con ellas y finalmente implementarlas.

Para poner en práctica cada una de estas etapas hay innumerables herramientas y estrategias, pero a veces las más útiles son las más simples. Estas son algunas sugerencias sencillas para desarrollar las etapas del proceso de innovación:

  1. Descubrir oportunidades o ir a la caza de nuevas ideas:
    1. Un buen lugar para buscar ideas son las ferias y congresos de nuestro sector
    2. Otro estupendo lugar de prospección es internet
    3. Es importante designar a una o varias personas del equipo para que se encarguen de hacer estas búsquedas y que traten, después, de agruparlas, de manera que se puedan establecer patrones o tendencias de innovación
  2. Generar ideas a través de una participación lúdica
    1. Establecer un concurso interno de ideas de innovación que se puede repetir periódicamente. Es fundamental tener un objetivo temático y unos criterios de clasificación de ideas
    2. Reta a tu equipo con desafíos relacionados con los temas en que quieres innovar
  3. Selecciona las ideas de forma colaborativa
    1. Después de seleccionar los criterios por los que filtrarás las ideas obtenidas, abre el proceso de evaluación de ideas lo más abierto y transparente posible. El objetivo es involucrar al mayor número de personas para que tomen interés en los futuros proyectos de innovación
  4. Experimenta y prototipa
    1. Realiza pequeñas pruebas que te permitan valorar la idoneidad de las ideas de innovación seleccionadas. Para ello, asigna unos pequeños recursos y presupuesto
    2. Presenta a la dirección aquellos proyectos que hayan pasado el filtro de la experimentación y argumenta los beneficios que tendrán para la empresa y los clientes
  5. Implementa la idea hasta consolidar el proyecto de innovación
    1. Formaliza el proyecto/os que hayan salido ganadores. Para implementarlos será necesario dotarlos de unos recursos (equipo, presupuesto), fijar un calendario y seguir su desarrollo de cerca. Será necesario hacer el seguimiento de las desviaciones y los aciertos para actuar sobre ellos

Un método para interiorizar la innovación

El desarrollo de estas etapas es un método para ir tomando el pulso a la innovación y, de esta manera, inculcarlo en el ADN de la empresa. Innovar es necesario para sobrevivir en un mundo tan cambiante como el actual y para que los dinosaurios ganen la partida.

Eduardo Remolins, profesional de la innovación, te da más detalles en su libro Manual de supervivencia para dinosaurios empresariales: Cómo desarrollar el ADN de la innovación en un mundo en cambio continuo, publicado por Libros de Cabecera, editorial de libros de economía y empresa.

Portada del libro: Manual de supervivencia para dinosaurios empresariales

Manual del supervivencia para dinosaurios empresariales

18 de julio de 2017, Virtuts Angulo

El enfoque horizontal de los negocios: una estrategia inteligente

La revisión de la cadena de valor tal y como la hacíamos hasta ahora ha quedado obsoleta, porque las amenazas y las oportunidades pueden venir de cualquier sitio. En este contexto, la estrategia empresarial tiene que ir más allá de nuestros clientes, proveedores y competidores. Una visión abierta nos aporta oportunidades e innovación.

Siempre alerta al entorno

Aunque seamos capaces de ofrecer el mejor precio o las mejores prestaciones, es posible que sucedan cambios que hagan que un día toda la categoría de producto o servicio de nuestra empresa sea barrida del mercado, incluso todo el sector. Un ejemplo de ello podría ser Kodak, que quedó fuera del mercado por la irrupción de la fotografía digital.

También es posible que la cadena de valor sea tan larga y enrevesada, que los compradores de las compañías no se estén dando cuenta de lo que pasa en el origen de la cadena. Así pasó en los años noventa con la producción del café. Los compradores desconocían la dificultad del cultivo de este fruto y las particularidades de los agricultores. Lo que pasó fue que se abandonó mucha superficie de cultivo por los bajos precios de compra  y que las empresas compradoras se dieron cuenta de ello cuando era demasiado tarde.

Cuando la crisis representa una ventaja

La empresa norteamericana Green Mountain Coffee Roasters supo ver una oportunidad en ese problema y se alió con las explotaciones de café sostenibles y de comercio justo, lo que le dio una ventaja competitiva ante sus consumidores. Su estrategia fue muy exitosa y consiguió un incremento de facturación y beneficio espectaculares, además de asegurarse de que sus proveedores estaban bien pagados y disponían de unos niveles aceptables de educación y servicios sanitarios.

Otro caso interesante de innovación, ventaja competitiva y reconocimiento de la comunidad es el de la empresa minera Fairmont Minerals. Su sector estaba inmerso en una situación en la que las presiones medioambientales y la imposibilidad de obtener nuevos permisos de extracción hacían difícil su continuidad. Para abordarlo, Fairmont Minerals reunió a un gran número de stakeholders y de ello salieron interesantes oportunidades, como el uso de las arenas que algunos de sus clientes desechaban tras su uso, para revenderla a los productores de maíz. Un auténtico ejemplo de economía circular.

El resultado de aquella reunión les ha animado a utilizar este recurso para obtener ideas y trabajar conjuntamente con las comunidades afectadas. Los resultados financieros fruto de esta estrategia empresarial han sido muy positivos.

Modelos de negocio colaborativos

La web SourceMap surgió en un laboratorio universitario del MIT. Se creó como proyecto colaborativo, para dar a conocer a las empresas los mapas de suministro de sus componentes. La necesidad de las empresas de transmitir transparencia para generar confianza hizo que este proyecto se convirtiera en empresa, que vende sus servicios a través de un modo de suscripción. Ha sido un modelo de negocio innovador que está dando buenos frutos.

Cómo llegar al enfoque horizontal de los negocios

Para pasar de la economía lineal a la circular hay métodos que nos allanan el camino:

  • La indagación apreciativa (Appreciative inquiri)

Se trata de buscar la cooperación de todas las partes implicadas en la cadena de valor para abordar el cambio estratégico.

  • La quinta disciplina

El pensamiento sistémico, explicado por Peter Senge en sus libros sobre la quinta disciplina.

  • La innovación abierta (Open innovation)

La innovación más allá de la organización, es decir, contar con personas externas que puedan aportar soluciones.

Valor es el término clave

Las empresas que se centran en el valor descubren inmensas oportunidades de creación de valor que nunca consideraron posibles. Oportunidades que les pueden conducir a un nuevo y desconocido crecimiento sostenible. El futuro nos depara una nueva forma de crecer. Esta es la nueva estrategia empresarial inteligente.

Puedes saber más acerca de cómo innovar en los negocios, y en la economía circular en particular, en el libro de Nadya Zhexembayeva La Estrategia del Océano Esquilmado. Tienes un avance en este vídeo:

Vídeo de Nadya Zhexembayeva

Vídeo de Nadya Zhexembayeva